videos gays
anime hentai
milf sex movies
iglesia del internet GRACIA ILIMITADA

Testimonios

El año 2011 ha sido, financieramente, ¡nuestro mejor año!

 

Apreciado Pastor Engler

 

El año 2011 ha sido, financieramente,  ¡nuestro mejor año!

Si bien les escribo recién ahora, este testimonio dista de hace un año atrás, y todo se mantiene igual.

Soy miembro de la iglesia FCG en Austria. Me entregué al Señor en el año 2003; visité la escuela bíblica durante los años 2005 y 2006; y desde hace 7 años soy el director del grupo de alabanza en dicha iglesia.

Trabajo por mi cuenta desde el año 2006. En el último tiempo han fallecido varias personas en nuestro entorno las cuales nos significaban mucho, entre ellos el mejor de mis empleados. En mi empresa trabajan 6 personas en las oficinas y 4 vendedores en el servicio exterior. Debo ser sincero y decir que, durante el año 2008 no dediqué demasiada atención a mi firma. De tal modo, el negocio comenzó a ir cuesta abajo. En ese momento tenía aproximadamente 6.000 Euros de costos fijos mensuales. Eran más las salidas que las entradas, y en el mes de agosto yo ya no sabía cómo iba a pagar las facturas. Yo hacía malabarismos todo el tiempo entre las salidas y las entradas tratando de salir a flote, pero no le decía ni una palabra de ello a mi esposa. Cada noche sentía como un gran peso sobre mi estómago.  Las cosas con mi negocio siguieron yendo cuesta abajo y yo, siendo el director de la alabanza de mi iglesia y como egresado de la escuela bíblica, estaba allí impotente e incapaz de poder ayudarme a mí mismo.

 

A finales de dicho mes de agosto, nuestra iglesia organizó una serie de reuniones especiales con el Pastor Erich Engler como orador invitado. Él habló sobre el tema finanzas de una manera como yo nunca antes lo había oído. En nuestra iglesia se predica y se enseña sobre el diezmo, pero ese tipo de enseñanza, como la presentó el Pastor Engler, me llenó de entusiasmo y me fue al mismo tiempo un desafío.

El Pastor Engler dijo entre otras cosas que un creyente no debería recibir reclamaciones de pagos atrasados, debería pagar los mejores sueldos en su empresa, y debería honrar a viudas y a huérfanos. Yo pensé para mis adentros: “¡él puede hablar fácil de eso porque no conoce mi situación!”

Al final de las reuniones, el pastor Engler puso a disposición de todos  aquellos que estuvieran interesados, un CD gratuito con varios mensajes sobre finanzas. De inmediato acepté la oferta y me llevé un disco el cual escuché una y otra vez y así fui fortaleciendo mi fe.

 

Yo le había prometido a mi ex empleado antes de morir, que si se presentaban pedidos de los clientes de su cartera, yo le haría llegar la comisión correspondiente a su viuda. Justamente en el mes de agosto entraron 2 pedidos de su clientela los cuales representaban una comisión de 1.100 Euros para su viuda. En ese momento, esos 1.100 Euros significaban demasiado dinero para mí.

Las palabras del Pastor Engler, sobre honrar a las viudas, habían calado profundamente en mi corazón. Decidí entregarle  mi empresa completamente al Señor y pedirle que Él se hiciera cargo de dirigirla. En la página de Internet presento a mi empresa con el siguiente eslogan: “El que va por el camino de la honradez y la sinceridad, va por el camino seguro”.

 

Al darle a la viuda de mi ex empleado esa suma de dinero, a pesar de que yo la podría haber usado mejor en otras cosas, y siendo que después de todo ella no tenía ni idea del arreglo que yo había hecho con su marido antes de morir, establecí un paso de fe. En los 2 meses siguientes mi situación no cambió para nada.

Si bien yo seguí haciendo malabarismos con las finanzas, el peso de mi estómago desapareció, y yo me sentí liberado y lleno de confianza. Aunque en los primeros 2 meses las cosas no cambiaron favorablemente, desde el mes de noviembre del 2008 el Señor derrama continuamente su bendición sobre mi empresa.

 

En el año 2009 tuvimos un superávit de 400% y cada año fue siendo mejor, y el año 2011 fue el mejor que tuvimos en nuestro negocio hasta el momento.

Doy tantas gracias a Dios por la Iglesia del Internet, y en especial por el pastor Erich Engler. Su modo de enseñar sobre el tema finanzas ha hecho posible, que con la ayuda de Dios, se haya salvado mi negocio, y con ello también, a causa de las muchas veces que he podido dar testimonio, ha sido una gran bendición para cambiar muchas vidas.

 

Pido disculpas por la demora en enviar este testimonio, y espero poder volvernos a ver otra vez.

Gracias y bendiciones abundantes del Señor para todos.

A. (Austria)

Copyright © 2014 Iglesia del internet. Todos los derechos reservados.